•  

     

    Carencias y Enfermedades

     

    Todas las plantas ya sean de interior o exterior pueden tener carencias o excesos de los macro y micro nutrientes que pueden necesitar. Entendemos por carencia cuando a la planta le falta algún tipo de nutriente y por exceso a las sales que se quedan acumuladas en el metabolismo de la planta. Para prevenir estos problemas debemos utilizar un buen sustrato ajustar el PH y los niveles de EC en el cultivo hidropónico.

     

    No debemos exceder las dosis y frecuencias recomendadas por el fabricante y no mezclar diferentes productos en el mismo riego, es mejor en cada riego usar un solo producto. Es importante planificar adecuadamente el cultivo y sus riegos.

     

    Si detectamos sobre fertilización antes de aplicar nada debemos hacer un lavado de tierra. Aplicando el triple de capacidad del macetero. Si tuviéramos 5 litros de tierra lo multiplicamos por 3 (el triple) y 15 serian los litros de agua que debiéramos usar para lavar la tierra.

     

    Los nutrientes que las plantas necesitan se dividen en dos grupos:

    -Macronutrientes que son indispensables para el desarrollo de la planta, estos son el Nitrógeno (N), Fósforo (P) y Potasio (K). El nitrógeno es necesario para la fase de crecimiento y fósforo y potasio para la floración.

    -Micronutrientes que van contenidos en cualquier abono básico, aunque se pueden comprar de forma especifica: Diamond Néctar, Bioheaven y son necesarios en menor cantidad. Estos son el Hierro (fe), Zinc (Zn) y Magnesio (Mg)

     

    Todas las gamas de fertilizantes específicos para el cannabis contienen los macro y micronutrientes que las plantas necesitan, ya sean estos de origen mineral u orgánico. 

     

    A veces diagnosticar es difícil porque ocurren varios factores a la vez o una deficiencia puede ser provocada por otra y puede existir una interrelación entre distintos elementos, por ejemplo: Un exceso de cloro produce deficiencia en hierro. Por esto os dejamos unas tablas para ayudar a identificar el problema o problemas que pueda haber en vuestro cultivo.